Pasar al contenido principal

Política

Imagen de farmaceútica

Calidad como modelo de gestión 

La Política de Calidad de Nafarco S. COOP. es la de buscar la satisfacción de nuestros clientes mediante el cumplimiento de manera satisfactoria de sus necesidades y adoptar un Sistema de Gestión de Calidad que conduzca a la organización y a la mejora continua de su desempeño. Para ello, en línea con la Misión de Nafarco, la Dirección se compromete a:

  •  Mejorar continuamente la eficacia de nuestro Sistema de Calidad como método de trabajo para la mejora de la competitividad de la empresa; uno de los objetivos definido en el Plan Estratégico de Nafarco.
  • Revisar periódicamente tanto el Sistema de Calidad como la presente política para adaptarla a las necesidades actuales y futuras de clientes, personas de la organización y resto de grupos de interés.
  • Fomentar la cooperación de empleados y proveedores en nuestro compromiso con la calidad, a fin de que los clientes obtengan la mejor atención y servicio por nuestra parte.
  • Mantener de forma constante nuestro compromiso con la Calidad como valor estratégico
  • Mejorar continuamente la alineación entre estrategia y operativa diaria
  • Implantar como modelo la gestión por procesos 
  • 

Seguridad y salud laboral 

Nafarco está comprometida con la prevención de riesgos laborales a todos sus niveles. Por ello, asume el compromiso de implantar y mantener un Plan de Prevención, que constituye el sistema de gestión de la prevención de los riesgos laborales, y que se integrará en el conjunto de nuestras actividades y decisiones y en todos nuestros niveles jerárquicos.

El objetivo central de la gestión de prevención de riesgos laborales es evitar los daños a la salud de los trabajadores para lo que esta gestión se someterá a una continua mejora. La Dirección de la empresa se encargará de disponer los medios y recursos necesarios para cumplir dicho objetivo.

En esta organización, la prevención de los riesgos laborales se aborda desde los siguientes principios:

  •  La seguridad y salud debe ser gestionada de la misma manera que cualquier otra área. Todos los mandos deben integrarla en cualquier actividad que realicen u ordenen.
  • Todas las personas de la empresa deben colaborar y participar en la seguridad y salud, adoptando conductas de trabajo segura que eviten los posibles riesgos derivados del trabajo, y comunicando cualquier situación potencialmente peligrosa.
  • Se establecerán y aplicarán programas preventivos que permitan identificar los riesgos derivados del trabajo, y eliminarlos o controlarlos.
  • Se promoverán las acciones necesarias para que cualquier persona que trabaje en nuestra empresa, sea propia o colaboradores ajenos, tenga el mismo nivel de seguridad.
  • En el caso de que pese a las medidas adoptadas ocurran daños a la salud de los trabajadores o incidentes, se realizará una investigación de los mismos a fin de aprender de lo sucedido y poner en marcha acciones que eviten que se pueda repetir.
  • Como apoyo a la tarea de gestionar la prevención de riesgos laborales, la empresa contará con los apoyos técnicos necesarios para la toma de decisiones relacionadas con la prevención de riesgos laborales.

 Además de ello, la gestión de la prevención de riesgos laborales se realizará desde el más estricto respeto a la legislación vigente.

Esta Política se difundirá, a través de la línea de mando a todas las personas de la organización y se mantendrá a disposición de otras partes interesadas.

La Dirección de la empresa realizara un seguimiento de la actividad preventiva de la empresa, con objeto de conseguir la mejora continua de la situación de seguridad y salud laboral de Nafarco. 

Responsabilidad social empresarial 

Nafarco incluye en su Misión su compromiso de realizar su actividad mediante un desarrollo sostenible. Consecuentemente, Nafarco ha definido la presente Política marcando los siguientes compromisos como guías de actuación.

  • Desarrollar un sistema de gestión que le permita conseguir una mejora continua de su responsabilidad social.
  • Cumplir la legislación nacional y las normas de Derecho Internacional.
  • Respetar, ante sus empleados, la igualdad de oportunidades, de trato, su privacidad, su libertad de opinión, a garantizar un entorno de trabajo seguro y saludable, la formación  necesaria, la estabilidad en el empleo, una retribución justa, así como a evitar formas de persecución psicológica.
  • Promover en todos los empleados un mayor grado de solidaridad, responsabilidad y participación social.
  • Ofrecer a sus clientes, un servicio de calidad, en el plazo acordado, mantener la debida confidencialidad y respeto a la privacidad de sus datos, adoptar una actitud de honestidad y disponer de procedimientos para el tratamiento de sugerencias y reclamaciones.
  • Ofrecer a sus proveedores, para que su gestión sea socialmente responsable, establecer relaciones mutuamente beneficiosas, libres, respetuosas y honestas y mantener la debida  confidencialidad y respeto a la privacidad de sus datos.
  • No realizar prácticas de competencia desleal y no difundir información tendenciosa de sus competidores.
  • Mantener con la Administración, una relación de transparencia, honestidad y colaboración.
  • Fomentar en la Sociedad y a los clientes, la participación en actividades solidarias, actividades de comunicación y divulgación de prácticas saludables.
  • Mantener un canal de comunicación social, con criterios de transparencia, fomentando una relación de cooperación con las autoridades y un diálogo abierto con las partes  interesadas, a cuya disposición pone esta política.
  • Gestionar eficaz y eficientemente, compatibilizando su actividad empresarial con el ejercicio de su responsabilidad social.

 

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. Aceptar Más información
Política de cookies +